Windows 7 ReadyBoost, para que sirve, como usarlo

ReadyBoost no es algo nuevo. De hecho, está desde los días de Windows Vista. Sin embargo, esta semana he recibido unos cuantos e-mails preguntándome al respecto, por lo que decidí hacer un artículo al respecto.

ReadyBoost de Windows 7 y Windows Vista es un componente incluído en los sistemas operativos que apuntan a mejorar el rendimiento de nuestra PC, al utilizar memoria flash (tarjetas SD, memorias USB, y similares) como espacio para almacenar datos temporales. Como vimos en el artículo sobre discos SSD vs los tradicionales, la memoria flash, o de estado sólido, como las memorias USB o tarjetas SD, son más veloces que un disco duro tradicional, por lo que, al dedicar un USB como dispositivo para ReadyBoost. Ahora, esto no es un reemplazo para más RAM, pues la velocidad de escritura / lectura es muy inferior (recordemos que la memoria RAM actúa de manera similar, es un espacio temporal donde los programas almacenan sus datos para así cargarlos de manera más veloz), pero ReadyBoost definitivamente puede mejorar el rendimiento de una PC con 512 o 1GB de RAM.

image

Otro beneficio de usar ReadyBoost, sobre todo en netbooks y laptops, es que, al tener un menor tiempo de búsqueda y servir como almacenamiento temporal para algunos programas, el acceso al disco duro es menor, por lo que el consumo de batería, teóricamente, disminuye.

Como pueden ver, ReadyBoost es sólo para sistemas que cuentan con RAM insuficiente. Si tienen 4 GBs de RAM o más, Readyboost es totalmente innecesario. Pero para sistemas que sufren con tan sólo 512 – 1GB de RAM, ReadyBoost es una atractiva alternativa.

Así que si están algo cortos en RAM y todavía no piensan actualizar por buen tiempo, en lugar de andar jugando con la memoria virtual (que al fin y al cabo, utiliza el disco duro, lo que no nos da beneficio alguno), por qué no agarrar un USB que no utilizamos mucho y lo usamos como dispositivo ReadyBoost?

Requisitos de la memoria USB

No todas las memorias USB funcionan con ReadyBoost. O mejor dicho, la mayoría funciona, pero para sacarle ventaja, es importante tener en cuenta:

  • Tener un USB de al menos 256 MBs. Uno de 2 GBs o más cumple muy bien la tarea.
  • Windows 7 puede usar hasta 8 dispositivos (por ejemplo: 4 memorias USB, 4 tarjetas SD) para un máximo de 256 GBs
  • El aparato debe tener un tiempo de acceso de 1 ms o menos (la mayoría de USBs recientes cumplen con ello).
  • Debe ser capaz de tener velocidad de lectura de 2.5 MB/s, y 1.75 MB/s de escritura

image

Las compañías fabricantes de USB generalmente califican a sus USB por la velocidad de transferencia. La Kingston DataTraveler 410, por ejemplo, está en la línea más veloz y para efectos de ReadyBoost, funciona bastante bien.  Por supuesto, también podemos usar los DataTraveler convencionales (como el 100), pero el rendimiento ganado por el 410 será mayor. Sandisk y su línea Cruzer también son unas muy buenas alternativas.

 

Activar ReadyBoost

No se olviden que, para utilizar ReadyBoost, van a tener que dedicar dicha memoria a ello. Es posible particionarla y utilizar sólo una sección, pero conviene más dedicarla, de ahora en adelante, a ello.

Lo primero que haremos, será asegurarnos que no hayan datos importantes en dicho USB. Insértenlo, revisen los contenidos, hagan las copias necesarias y una vez hecho esto, le damos click derecho, y luego en Format

image

 

En las opciones a continuación, asegúrense de seleccionar NTFS como sistema de archivos. NTFS es un sistema de archivos que se fragmenta menos que el conocido FAT32, así que es mejor utilizarlo. También le dan un nombre, asegúrense que formato rápido esté activado, y le dan click a “Ok”

image

Cuando el formateo termine (no debe tardar más de unos segundos), le damos click derecho nuevamente a nuestra memoria, y luego propiedades. Aquí encontrarán el tab de ReadyBoost.

 

image

Seleccionamos “Dedicar este dispositivo a ReadyBoost”. Recuerden que el espacio que le vamos a dedicar, no será usable por el USB (hasta que volvamos a formatear la memoria). Click en Ok, y listo!

 

Conclusión

No, no traerá la misma diferencia que, por ejemplo, doblar el RAM en nuestra PC. Pero ReadyBoost mejora los tiempos de carga, sobre todo de programas pesados y, como les mencionaba, si tienen una netbook o laptop con 1GB de RAM o menos, definitivamente verán los beneficios que ReadyBoost trae. Si tienen 4GBs o más de RAM, ni molestarse en activar ReadyBoost (a menos que sea común para ustedes abrir múltiples pesados programas que terminan tragándose todo el RAM disponible en el sistema), pero si actualmente están sufriendo con 512 o 1 GB, ReadyBoost es una interesante alternativa.