recupera espacioen Windows 8.1

Ahora que estamos en una era donde conseguir una tablet con Windows 8.1 (si, la versión completa de Windows 8.1, capaz de correr todo tipo de programas) por un bajísimo precio ($200-$300) es una posibilidad, no cabe duda que el tema de la falta de almacenamiento, la de liberar espacio en Windows, será un tópico bastante común. Esto, debido a que la mayoría de tablets económicas, suele venir con apenas 32 GBs de almacenamiento.

Liberar Espacio en Windows

32 GBs puede sonar generoso si venimos de Android o iOS, pero en el mundo de Windows, la realidad es otra. A diferencia de los otros dos sistemas operativos, que fueron creados desde cero para funcionar en dispositivos móviles, tenemos en Windows 8.1 a algo totalmente diferente: un sistema operativo de escritorio, capaz de ejecutar programas para PCs de escritorio, al cual se le ha “pegado” una interfaz móvil, amigable al tacto, y una tienda central1. Por lo tanto, que no les sorprenda que de esos 32 GBs promocionados, sólo encontremos 10 o 12 GBs libres, nada más.

La guía de hoy, por lo tanto, les enseñará a recuperar unos 4.5 – 5 GBs más, al eliminar la partición de recuperación. Pero no se preocupen, pues pueden generar un USB de recuperación para el momento en que deban utilizarla.

La función principal de la partición de recuperación es la de permitirnos regresar a nuestra PC a estado de fábrica. En caso queramos, en algún momento, dejar a nuestra PC como nueva, tal y como la recibimos, recurrimos a la partición de recuperación.

Sin embargo, con lo limitado del espacio de almacenamiento en discos de 32 o 64 GBs, resulta una excelente alternativa. Ojo: este tutorial está enfocado a tablets de poca capacidad, pero funciona sin problemas en tablets con 128, 256 GBs o más!

 

Lo que necesitamos:

 

Tutorial

Paso 1: Crear Disco de Recuperación con USB

Este proceso es bastante sencillo. Basta con ir, en Windows 8.1, hacia el menú Inicio o el buscador2, y escribir:

unidad de recuperación

IMG_5064

Esto mostrará la opción de crear una unidad de recuperación. Simplemente le damos click a “Siguiente”. Nos aseguramos de haber insertado la memoria que destinaremos a convertir en USB de recuperación y dejamos que el proceso termine.

Esto puede tardar unos cuantos minutos, así que paciencia.

IMG_5060

Una vez finalizado, simplemente sacan el USB y se aseguran de guardarlo en un lugar seguro, pues es con éste USB, que podremos resetear los valores de fábrica de la PC

 

Paso 2: Eliminar la Partición de Recuperación de Windows 8.1

IMG_5073

Ahora viene la parte divertida, la de eliminar la partición de recuperación para liberar espacio. Para ello, usaremos a Easus Partition Master. Esto, debido a que es mucho más sencillo y gráfico que usar el administrador de discos de Windows, o la línea de comandos.

IMG_5075

Basta con abrir la aplicación y encontrar, en nuestro disco duro, una partición que se denomina “Recovery”. Simplemente tenemos que darle click derecho a la partición que queremos eliminar2 y luego le damos click a “Eliminar Partición”. 

IMG_5076

En este paso todavía no se han realizado los cambios al disco, pues sólo estamos indicándole al programa los pasos a seguir antes de ejecutarlos. Para ejecutarlo, tenemos que darle click al “check” que vemos en el menú principal. Esto probablemente nos obligue a reiniciar, así que hay que hacerlo.

IMG_5078

El siguiente paso es darle click a nuestro disco C:/ (donde está instalado Windows) y seleccionar la opción de ” Redimensionar / Mover la Partición”. Aquí nada más jalamos ambos extremos para que la barra azul ocupe todo el espacio.

IMG_5077

Una vez hecho esto, simplemente le damos click al “check” con el que reiniciamos la primera vez para realizar una segunda reiniciada y cuando regresen a Windows, se encontrarán con que tienen casi 5 GBs extras para instalar aplicaciones y todo lo que necesiten!

Yo pasé, en una tablet, de tener apenas 11 GBs libres tras una instalación “limpia” de Windows 8.1, a tener 17.4 GBs; notable diferencia cuando el almacenamiento disponible es tan escaso.

IMG_5080

 

 

 


  1. Algo pobre, eso si, en cuanto a calidad y cantidad de aplicaciones 
  2. El nombre puede cambiar y no llamarse “Recuperación” o “Recovery”. Busquen la partición que más se aproxime a 4-5 GBs. Y asegúrense de no tener otros discos USB o memorias conectadas.