Tip: No es necesario cerrar manualmente apps en el iPhone / iPad

Algo que siempre he notado, desde la llegada de multitasking a iOS (con iOS 4), es que muchas personas suelen cerrar todas las aplicaciones que aparecen en la “barra de multitasking” en la parte inferior, cuando presionamos dos veces el botón de Home.

Aquí vemos las aplicaciones recientes y usualmente podemos regresar al mismo estado en el que se encuentran. Se explicó también que estas aplicaciones eran pausadas y sólo ciertas funciones o procesos (audio, descargas, ubicación) se mantenían en el background por mayor tiempo. Las aplicaciones en sí eran purgadas de la memoria apenas una aplicación más pesada necesitaba dicho espacio.

Sin embargo, muchos toman a este tipo de multitasking como el tradicional, que vemos en las PCs. Es decir, consideran que la aplicación está minimizada y, por lo tanto, consumiendo memoria. Y para mejorar el rendimiento, usualmente suelen cerrar dichas apps.

Multitasking in iOS 4

Pues bien, este modelo de multitasking funciona perfecto en una PC, donde el RAM es más abundante y, sobre todo , tenemos la posibilidad de enviar información de RAM al “swap disk” – porción del disco duro que actúa como memoria virtual, o “RAM” extra, más lento. Este concepto de swap disk, o memoria caché, no existe en teléfonos móviles, por lo que ese gigabyte de RAM es todo lo que tenemos para apps. Es por eso que en móviles, se recurre a este otro tipo de multitasking. Y en iOS, específicamente, toda la aplicación no se mantiene en el fondo, sino ciertas funciones.

Por fin tenemos prueba al respecto, gracias al video creado por Fraser Speirs, dividido en 5 secciones:

  • Una aplicación que va de activa, al background, a pasiva.
  • Instacast HD, que requiere tiempo extra en el background para descargar un podcast
  • TomTom, que corre de manera indefinida en el background.
  • Batman Arkham City: Lockdown (juego que usa el Unreal Engine) y Real Racing 2 HD, compitiendo por gran parte del RAM disponible.
  • Batman Arkham City Lockdown, forzando a otras apps a liberar memoria.

Todo esto, en un iPad original (256 MBs de RAM)

La conclusión?

Ignoren la a veces enorme lista de aplicaciones que hemos abierto. Considérenla más como un atajo rápido a aplicaciones recientemente abiertas, que aplicaciones que están corriendo en el background.

En pocas palabras, no tenemos que hacer nada; el sistema operativo es lo suficientemente inteligente para liberar memoria cuando la necesite.

Lo mismo, por cierto, sucede con Android. Si bien Android puede dejar aplicaciones completas en el background, éstas no pueden superar el 5% CPU usado cuando están en el fondo. De lo contrario, la batería moriría inmediatamente.

Sin embargo, a veces ocurre que un proceso se cuelga, consumiendo demasiados recursos y matando la batería, a pesar de no ser un proceso que tengamos al frente (me ha ocurrido algunas veces con Twitter y Facebook, matando la batería a pesar de que aparentemente, las aplicaciones no estaban abiertas).

 

via