Según NewScientist.com, la producción de un parche que puede tratar desórdenes depresivos fue aprobada recientemente por la Aministración de Comida y Medicinas de Estados Unidos.

Este parche de 24 horas contiene un medicamento llamado Emsam, que puede producir súbitos picos en la presión sanguínea, si son tomadas vía oral. Lamentablemente, si son tomadas por esta vía, prohibe a los pacientes de comer ciertos alimentos como quesos, o tomar vino rojo (pues tienen un efecto similar).

Sin embargo, gracias al parche, según Alan Gelenberg, líder del departamento de psiquiatría de la Universidad de Arizona, "la ventaja del parche, nominalmente, es que te permite tomar un MAOI (Emsam), y aún puedes comerte tu pizza, también"