Opera Reborn Review: Un Completo Navegador que deja a Chrome mordiendo el polvo

Durante esta y la semana pasada, he estado usando a Opera Reborn, la novísima versión de Opera, disponible desde su página oficial. Es, quizás, uno de los cambios más radicales al navegador que hemos visto en años; al menos, desde que cambió su rendering engine de Presto, a Chromium. Si, desde hace algunos años ya, la base, la esencia de Opera es la misma que la de Chrome, por lo que encontrarán la misma compatibilidad con páginas, y facilidad de implementar funciones con extensiones. Pero es lo que Opera aporta de manera adicional a la experiencia de navegación, que lo hace mi favorito actualmente.

Para empezar, Opera es sumamente rápido y estable. En estas dos semanas he estado usándolo como navegador principal en dos Macs y en una PC, y he estado usando estos dispositivos más de lo que suelo usarlos, sólo para probar Opera. Y en estas tres máquinas, Opera se comportó con la misma estabilidad que suelo tener en Chrome, y ofrecía el mismo tiempo de carga. Ahora, mi Chrome lo suelo mantener bastante ligero1, con pocas extensiones (Lastpass, uBlock, y la extensión de Hootsuite y Evernote), así que si tienen un Chrome cargado de extensiones, a Opera seguramente lo sentirán más veloz. Pero la experiencia de navegación es excelente.

Donde noté que Opera se sentía incluso más veloz que Chrome, es en el uso continuo. No sé si les pasa a ustedes también pero después de tener el navegador abierto por varias horas, con múltiples pestañas, Chrome empieza a tragarse todo el RAM y, por ende, la navegación sufre considerablemente. Saltar entre pestañas empieza a volverse una tortura, y el tiempo de respuesta cuando hago scrolling o cualquier otra acción, aumenta. Esto, hasta ahora, no me ha pasado con Opera, incluso después de usarlo un día completo, y dejándolo durante la noche activo con varias pestañas abiertas. Este, creo yo, ha sido el factor decisivo que terminó convenciéndome de abandonar por un tiempo Safari por Opera: este nivel de estabilidad sólo lo conocía en el navegador de Apple. Y ahora que Opera lo consigue, y además añade varios extras, me ha hecho la vida mucho más fácil.

Pero en lugar de hacer un extenso review detallando sólo el performance, déjenme comentarles qué cosas son las que más me gustan de Opera.

  Una moderna, atractiva interfaz

El diseño de navegadores parece haberse estancado por años. A pesar de que vemos múltiples versiones de Chrome y Firefox al año, la interfaz de usuario se ha mantenido idéntica.

Opera ha rediseñado por completo la suya, inspirándose en el concepto de navegador que lanzó a inicios de año, Opera Neon. Con “Reborn”, tenemos las típicas pestañas en la parte superior, pero al lado derecho tenemos un “sidebar”, o barra lateral que nos da acceso a múltiples funciones. Aquí tenemos atajos al Speed Dial (la versión de Chrome de la pantalla de inicio, con múltiples atajos a diferentes websites), la lista de favoritos o bookmarks, acceso a un servicio llamado “Personal News”, un lector de noticias que podemos personalizar con diversas fuentes, un vistazo a las pestañas en una lista (muy útil si tenemos muchas pestañas abiertas, además de permitirnos ver qué otras pestañas tenemos abiertas en otras PCs sincronizadas con Opera Sync), el historial de navegación, extensiones y descargas. Es una manera muy útil de presentar esta información importante de un navegador, que suele estar enterrado en menús. El tenerlos de manera más accesible, les da mayor utilidad.

Integración con Whatsapp y Facebook Messenger

Ahora, la idea de tener a Telegram, Whatsapp y Messenger integrados es Opera es una genialidad. En lugar de estar saltando a una pestaña donde podamos tener a Messenger abierto, simplemente le damos click al ícono en el sidebar (el mismo sidebar que comentaba en el punto anterior), y automáticamente, Messenger, con todas nuestras conversaciones, se desplegará de manera lateral, para luego ocultarse nuevamente cuando no lo necesitemos. Y si recibimos una notificación? El ícono nos avisará, con una pequeña bola roja para indicar que hay actividad nueva.

Teniendo en cuenta lo mucho que los “chat apps” ahora ocupan de nuestra actividad online, tener acceso continuo a Whatsapp o Facebook Messenger (o Telegram) de esta manera, sin abrirlo en una pestaña aparte que nos distraiga por completo de la navegación, es sumamente práctico.

 Ahorro de Energía en Batería

Esto ya lo tenían versiones anteriores de Opera, pero vale la pena destacarlo nuevamente. Con Opera, tenemos un modo “Power Saver” que podemos activar cada vez que el navegador detecte que nos encontramos utilizando la batería de la laptop. Cuando esto ocurre, Opera entra en un modo de ahorro de energía, que logra superar incluso a Microsoft Edge (uno de los navegadores mas longevos en cuanto a consumo). Y en mis pruebas, usando este modo, obtengo la misma duración de batería o incluso ligeramente mejor a lo que suelo obtener en mi Macbook (Macbook Pro 13”, 2015) , con Safari.

Qué hace este modo de ahorro de energía para mejorar la duracion? Pues inteligentemente desactiva cosas en pestañas que no están activas que no perjudicarán la navegación. Es decir, reduce la actividad en pestañas secundarias, pausando plug-ins que no necesitamos, y reduce las animaciones del tema del navegador. Además, en este modo, Opera “despierta” menos seguido al CPU, y cambia los temporizadores de JavaScript para exigir menos recursos.

La cosa, es que funciona. Con el modo de ahorro de energía activado, usar el navegador no consume tantos recursos y, por ende, podemos navegar por mucho más tiempo! La diferencia con Chrome es brutal.

 Video Pop Out en YouTube y otros sitios.

No les sucede que a veces están navegando y les gustaría tener un video de YouTube o Twitch reproduciéndose en segundo plano? Quizás un long play, o un review, o algún video podcast que podemos ver ocasionalmente mientras trabajamos en otra cosa (el equivalente moderno a “mantener la tele prendida).

Pues Opera lo permite por defecto en muchísimos sitios de video, incluyendo los ya mencionados. Basta con navegar a estos sitios, colocar nuestro mouse encima del video y verán aparecer un ícono verde que nos indica que podremos desplegar (hacer un pop out) del video

Y este video se mantiene encima de otras ventanas también, y podemos moverlo y cambiarle de tamaño libremente. Perfecto para colocarlo en un monitor secundario, por ejemplo!

Opera Turbo

Otra función que está en Opera desde hace muchísimo tiempo, pero que me sigue pareciendo genial, es Opera Turbo. Es una función que podemos activar cuando nos encontramos en un Wifi lento, o en un plan de datos limitado. Lo que hace? Comprimir los datos de navegación para darnos una versión de menos consumo, que cargue más rápido. Opera Turbo me ha salvado incontables veces, cuando me encontraba con un internet terrible en diferentes hoteles alrededor del mundo y, por ejemplo, necesitaba hacer mi check in. O enviar rápidamente una nota. Una de las razones por las cuales siempre he mantenido a Opera instalado.

Veredicto: Pruébenlo, descárguenlo.

Siempre he tenido un lugar para Opera en mi disco duro. Fue uno de los primeros navegadores que instalé como alternativa al odiado Internet Explorer de antaño, y me mantuve usándolo incluso durante las eras de dominio de Firefox. De hecho, a pesar de que mi navegador principal cambió (primero a Chrome y, cuando este empezó a defraudarme, a Safari), siempre lo mantuve como navegador secundario por la cantidad de funciones extra que añadían a la experiencia.

Con Opera Reborn, sin embargo, alegremente puedo reportarles que Opera se ha vuelto mi navegador principal. Sí, tuve mis dudas iniciales cuando Opera fue comprada por una corporación de origen Chino. Para empezar, dudé que el producto fuera a mejorar, para convertirse, principalmente, en una manera de mostrarnos publicidad por todos lados. Me alegra reportar que este no es el caso y que, de hecho, Opera está ahora mejor que nunca. Y por otro lado, existe este temor hacia las compañías chinas, principalmente por el daño que algunas han causado en el mundo de software en Android (Cheetah Mobile es un claro ejemplo), donde terminaron convirtiendo software útil, en anaqueles para publicidad, nada más. Pero tras leer exhaustivamente los términos y condiciones de Opera, no encuentro nada fuera de lugar o poco común. De hecho, es mucho menos invasivo que Chrome y sus amarres que tiene hacia Google.

Así que denle una oportunidad a Opera ahora, que se encuentra mejor de lo que se ha encontrado jamás. Es veloz, es estable, tiene un excelente performance. Como usa el mismo motor de Chrome, es compatible con todas las páginas. Y además, los extras mencionados en el artículo, junto con mejor autonomía, lo hacen mi opción favorita.

  1. Después de pasar varias malas experiencias, donde el navegador era sumamente pesado