Nuevas Tecnologías para Televisores: LED, OLED, AMOLED

LCDs, Plasmas. Ya estamos familiarizados con estas nuevas tecnologías para Televisores, verdad? Pues hoy, daremos un breve vistazo a las nuevas tecnologías, que ya se están abriendo camino en los celulares, y que probablemente, sean una muy atractiva alternativa a considerar, cuando vayamos a comprar esa nueva TV.

Por supuesto, para redondear un poco más, también hablaremos de los LCDs y Plasmas, junto con sus ventajas y desventajas.

 

Plasma

Screen shot 2010-02-15 at 11.41.58 AM

Los televisores Plasma son Televisores planos, con características similares a todos estos televisores. Es decir, consumen menos electricidad que un CRT, no parpadean, ocupan – obviamente – menos espacio. Los televisores plasma empiezan desde las 40” hacia arriba (por eso no vemos monitores de PC utilizando esta tecnología) y a pesar de ofrecer una calidad similar a los LCDs, utilizan una tecnología diferente: el Display está compuesto por pequeñas células entre los dos paneles de vidrio, que contienen una mezcla de gases nobles.

Ventajas: La calidad de los colores es superior a la mayoría de LCDs, como lo es la calidad de colores negros. Tampoco sufren del problema de “ghosting”, que vemos en algunos antiguos LCDs. Mejores ángulos de visibilidad (es decir, podemos sentarnos a los lados del televisor, sin tener mayores problemas en poder ver la imagen). Menor precio.

Desventajas: Necesitan un cuarto especial para el  televisor, ya que reflejan más brillo que un LCD. Además, no trabajan en altitud, debido a los cambios de presión en los gases. En modelos anteriores, los Plasma eran más susceptibles al “burn in” – lo que sucede cuando dejamos una imagen congelada por mucho tiempo en el televisor y está queda “quemada” en pantalla – problema que ha sido prácticamente resuelto con los avances de la tecnología.

 

 

LCD

Screen shot 2010-02-15 at 12.30.56 PM

LCDs, o Liquid Crystal Displays, son también pantallas planas, pero a diferencia de los Plasmas, tiene cristal líquido capaz de orientar la luz a su paso entre los vidrios. A diferencia de los Plasma, los LCD son utilizados en todo tipo de dispositivos; desde relojes, pasando por cámaras digitales, a televisores, monitores, laptops, y por supuesto, celulares.

Ventajas: Disponibles en una gran variedad de tamaños. Mantienen mejor calidad y brillo en ambientes iluminados. Más livianos que los Plasma, mejor resolución (cuando los comparamos a televisores plasma del mismo tamaño).  Consumen menos electricidad.

Desventajas: No ofrece el mismo nivel de calidad en colores ni negros que un Plasma. Los LCDs inicialmente mostraban un problema con tiempos de respuesta, lo que ocasionaba el “ghosting”  –  Tomemos cualquier película de acción, y fíjense en una escena particularmente frenética. Si los movimientos son muy rápidos, puede que el objeto que se esté moviendo deje un “rastro” detras suyo, lo cual se ve mal. Este problema, al igual que los Plasma con el burn in, ha sido arreglado (sólo acuérdense de revisar el tiempo de respuesta del televisor. Más información aquí)

 

Plasma vs LCD

Si bien ambas tecnologías muestras suficientes similitudes como para considerar ambos como posibles televisores, hasta hace poco, la mejor experiencia, sobre todo si teníamos un ambiente acondicionado para el televisor, era con la tecnología de los plasma. Dado la mejor calidad de colores y mayor contraste (para producir un color negro que realmente parecía negro, no un gris oscuro), el plasma era el que ofrecía la mejor calidad en pantallas. Pero por supuesto, sólo si teníamos la posibilidad de acondicionar un cuarto como Home Theater. El LCD, que poco a poco ha ido alcanzando los niveles de calidad del plasma, tiene una enorme ventaja: su versatilidad de adaptarse a cualquier ambiente sin mayores problemas

 

Lo cierto es que la mayoría de fabricantes ha dejado de lado los televisores Plasma, para centrarse en LCDs (aunque Panasonic y LG siguen lanzando varios modelos), gracias a los enormes avances que están teniendo los LCDs, gracias a las tecnologías que mencionaremos a continuación:

 

LED

ti_sony_led_tv_20090526

El LED, a diferencia de los que muchos piensan – y de lo que la publicidad nos quiere hacer creer – , no es una tecnología diferente, sino una tecnología de iluminación nueva para LCDs.

No, no son “LED TVs”, sino, “LCD TVs con iluminación LED”…. pero obviamente, qué nombre suena mejor para marketear?

En lugar de utilizar tubos fluorescentes – la manera tradicional de iluminar una pantalla de cristal líquido – utiliza luces LED (Light Emiting Diode). La gran ventaja de este nuevo tipo de iluminación, es que puede llegar a niveles de brillo antes inalcanzables con los tubos de fluorescente, además de conseguir un contraste mayor, mejor color, y una calidad que rivaliza con los televisores plasma. En pocas palabras, gracias al LED backlighting, los LCDs pueden obtener todas las ventajas de un televisor Plasma (riqueza en colores, y profundidad en el color negro), manteniendo todas las ventajas del LCD.

Otra gran ventaja es que, usando el tipo de iluminación en las esquinas –el otro tipo de iluminación, es la directa – , podemos obtener televisores ultra-planos, perdiendo, sin embargo, la posibibilidad de “oscurecer” partes de la pantalla para lograr mejores negros, que sí puede conseguirse con la iluminación directa.

Los LCDs con iluminación LED son un intermedio entre lo que hemos tenido ya por varios años, y lo que está por venir, los OLED, OEL o AMOLED displays, que veremos a continuación.

 

OLED

Ahora, por fin, entramos a un tipo de pantalla totalmente diferente. OLEDs (Organic Light Emitting Diode) son una tecnología totalmente diferente, pues la pantalla entera está compuesta de estos LEDs que son capaces de producir luz cuando se les aplica corriente eléctrica.

Es decir, cada uno de los pixeles (o “puntos”) en nuestra pantalla se ilumina  (y puede apagarse) por su cuenta, a diferencia de los LCDs que requieren iluminación trasera (vía LEDs o fluorescentes, como ya hemos visto).

Ahora, esto puede no sonar como gran cosa, pero lo cierto es que es un gran avance en las pantallas. Por qué? Para empezar, significa que aquí obtenemos negros “verdaderos”: basta con no transmitirle corriente al pixel, y este permanecerá apagado. Esto también significa, por supuesto, que el consumo de energía será menor.

Debido a que la variedad de colores es mayor, y tienen un mayor contraste que los LCDs, una pantalla OLED parecer ser más brillante.

En pocas palabras, la tecnología OLED para televisores planos se deshacen de todas las limitaciones que presentaban los televisores LCD, y al mismo tiempo, traen consigo una mejor calidad de imagen.

Este video del Google Nexus One (que utiliza una pantalla AMOLED), hace un buen trabajo en explicar la calidad de este tipo de pantalla:

 

 

Dado a que son pixeles que se iluminan independientemente, podemos conseguir tecnologías como pantallas OLED flexibles, como pueden ver en el video a continuación:

 

 

El único gran problema? El precio. Debido a que la tecnología es tan reciente, todavía no vemos televisores utilizándolo. De hecho, el primer televisor que aparecerá este año utilizando esta tecnología estará alrededor de $2,500. Y se trata de uno de 15 pulgadas.

 

AMOLED?

AMOLED (Active Matrix Organic Light Emitting Diode) no presenta diferencias fundamentales frente a la tecnología. el “Active Matrix” es un método para controlar pixeles individuales en pantallas OLED

 

 

Qué comprar, entonces?

La tecnología OLED está cada vez más cerca, pero los precios prohibitivos, que probablemente se mantengan hasta el 2011, además de la poca disponibilidad de éstos, no los hace potenciales candidatos para este año, si quieren comprar un nuevo televisor pronto.

Los televisores plasma son los que resultan más atractivos, de momento, por su relación precio / calidad / tamaño. Los LED TVs, como hemos visto en el artículo, sin embargo, son los que ofrecen no sólo la mayor durabilidad, sino que básicamente eliminan toda queja y problema que los LCDs tenían, y son la mejor opción para ambientes con mucha luz. Pero por supuesto, al menos de momento, son los televisores más caros.

Todo depende de cuánto queremos mantener nuestro nuevo televisor. Los LED TVs probablemente estén en el mercado por buen tiempo, pero serán reemplazados, eventualmente, por los OLED. Otra opción podría ser conseguir un Plasma ahora, esperar unos 2-3 años hasta que los OLED sean lo suficientemente comunes para tener precios razonables, o bien ir por un LED TV y utilizarlo por varios años más.