##Satya Nadella, quien estuvo a cargo de Cloud y Enterprise, es el nuevo Director Ejecutivo

take-a-closer-look-at-satya-nadella-who-could-become-microsofts-next-ceo

Hoy, Microsoft por fin hizo un anuncio que todo estábamos esperando: el nombramiento de su nuevo CEO – Chief Executive Officer, o Director Ejecutivo – como reemplazo a Steve Ballmer, quien estuvo a cargo como CEO de Microsoft por 14 años (reemplazando al mismo Bill Gates del cargo). El puesto cayó en manos de Satya Nadella, quien tiene 22 años en Microsoft, y antes de tomar este nuevo rol, era el Vice Presidente Ejecutivo de Nube y Negocios (Cloud and Enterprise). Nadella también tenía una posición en la Junta Directiva.

Entre los reconocimientos de Nadella, se le considera una pieza importante en mover a la compañía hacia servicios de la nube, un punto crítico hoy en día, pero que tardó en hacer eco en Microsoft, quien siempre ha sido reconocido más por Office y Windows, que sus servicios en la nube. Nadella estuvo encargado de “mover y promover” productos como Bing, Xbox y Office Online. También fue el responsable del crecimiento de Microsoft Business Services, haciendo crecer el segmento de un negocio de $1.5 mil millones para Microsoft, a uno de $5 mil millones.

Ballmer ha comentado ya positivamente sobre el cambio de mando, enfatizando muchas veces el trabajo en equipo, y cómo Satya es ya un lider “comprobado. Aquí un extracto1:

Satya es un líder demostrado. Tiene potentes habilidades técnicas y geniales insights en negocios. Tiene una notable habilidad para ver lo que ocurre en el mercado, para sentir la oportunidad, y para entender, realmente, como nos hemos unido en Microsoft para actuar ante estas oportunidades en una manera colaborativa. He trabajado de cerca con Satya por muchos años y he visto estas habilidades muchas veces. No está solo, sin embargo. Nuestro Equpo de Liderazgo Senior nunca ha estado tan fuerte, y juntos, este grupo nos llevará hacia adelante.

Por su parte, Satya también ha publicado un correo, reconociendo y agradeciendo su nuevo cargo. Destaca:

Por qué estoy aquí?
Estoy aquí por la misma razón que creo, la mayoría de personas se une a Microsoft – para cambiar el mudno a través de la tecnología que permite que las personas hagan cosas maravilloas. Se que puede sonar hiperbólico – y sin embargo es cierto. Lo hemos hecho, lo estamos haciendo hoy, y somos el equipo que lo hará mañana.

Creo que durante la próxima década, la computación se volverá más omnipresente y la inteligencia se volverá ambiental. La co-evolución de software y nuevos formatos de hardware actuarán de intermediarios y digitalizarán – michas delas cosas que hacemos y experimentamos en negocios, vidas y nuestro mundo. Esto será posible por una red, siempre en aumento, de dispositivos conectados, capacidad computacional increíble de la nube, insights de big data, e inteligencia de machine learning.

Este es un mundo que corre gracias al software.

Interesante punto de vista por parte de Nadella, quien no pierde tiempo en demostrar que, en efecto, sabe cómo están las cosas, sabe cómo se ve el panorama de ahora en adelante (dispositivos interconectados, la nube para tareas computacionales pesadas / streaming).

Aquí una entrevista – la primera como CEO – publicada por Microsoft:

Y la infaltable bienvenida de Bill Gates, a Nadella:

Tendrá Nadella la influencia, voluntar y fuerza necesarias para liderar a Microsoft durante los próximos años? La empresa basada en Redmond se encuentra en un punto crítico de su existencia; estamos en plena transición de una empresa que se ha caracterizado siempre por Office y Windows, que siempre ha lidiado sólo con software, a un mundo donde producir el hardware y software ha cobrado mucha mayor relevancia. Microsoft se ha “armado” ya para esta nueva era, con la compra de Nokia, y la producción de sus propias tablets como la Surface 2 y Surface 2 Pro. Pero estamos aún a la espera de ver cómo reaccionarán sus actuales partners, y cuánto éxito le deparará ahora a Microsoft, que, a través de Nokia, fabricará sus propios smartphones.


  1. Vale la pena leer el email completo, siempre lleno del carisma y entusiasmo de Ballmer. Realmente se le extrañará, a el y sus enfáticas presentaciones