Screen Shot 2015 05 01 at 10 48 53 AM

 

Tras una larga y tediosa batalla legal, Grooveshark ha dejado hoy de existir, reemplazando su colorida página principal, por una carta legal – sin duda escrita por la parte demandante, por el tono de la misma (y revisando el whois del link que comparten, que le pertenece a la RIAA1) – explicando el motivo del cierre.

Definitivamente un día triste para los que pudimos disfrutar de este servicio que, a pesar de evadir ciertas leyes, sirvió como la primera verdadera plataforma musical de streaming para muchos de nosotros. Mientras Spotify, Rdio, Deezer y otras nos ignoraban a nosotros latinoamericanos por completo, Grooveshark se convirtió, durante muchos años, en nuestra única opción para poder aprender sobre los beneficios del streaming, y poder disfrutar de miles de artistas, bajo una sola plataforma.

Screen Shot 2015 05 01 at 10 50 08 AM

En lugar de buscar alianzas con las compañías disqueras, Grooveshark decidió lanzarse, inicialmente, como un “Music Locker”, un lugar en donde, supuestamente, los artistas pudiesen subir sus propias canciones para distribuirlas con todo el mundo. Por supuesto, esta era solo una excusa, pues Grooveshark se llenó, inmediatamente, de artistas y cantantes de todo el mundo. Esto hizo que el servicio tuviera, quizás, uno de los catálogos musicales más ricos del mundo. No sólo encontrábamos artistas que eran – y siguen siendo – imposibles de encontrar en cualquier otra plataforma como Spotify o Rdio, sino que muchas veces, también nos topábamos con verdaderas rarezas, grabaciones de conciertos, demo discs, y muchas más cosas. Todo en una calidad fluctuante. Pero presente.

Grooveshark lanzaría sus planes pagados, de los cuales fui feliz miembro por varios años (hasta el 2014, que es cuando los problemas para Grooveshark se exacerbaron y el catálogo musical ofrecido no era más que una sombra de lo que alguna vez ofreció), que nos permitían stremear música, sin anuncios, desde plataformas móviles. Esperé con ansias el desarrollo de su reproductor HTML5 que quedó estancado por muchos años. Disfruté de todo el tema de Broadcasts, radios online que nos permitían mezclar musica, con voz en vivo. Pero finalmente, creo que todos lo sabíamos: era cuestión de tiempo, nada más, para que Grooveshark estirara la pata.

 

 Y mis playlists?

Screen Shot 2015 05 01 at 11 03 04 AM

Esto ocurrió ayer, súbitamente, llevándose consigo  millones de playlists de usuarios en todo el mundo. Pero no desesperen! Todavía podemos obtener nuestras listas de reproducción, en modo texto para importar a nuestro nuevo hogar musical, utilizando Groove Backup.

El servicio nos busca por username, y nos dará un listado de playlists musicales. Así no perderemos el nombre de las canciones y podremos crear una nueva en sea cual sera el servicio que vayamos a usar ahora en adelante.

Así pues, toca despedirnos de uno de los servicios musicales más importantes que tuvimos. El primer servicio que quiso poner la música, a nuestra disposición. Una herramienta que nos ayudó a conocer nuevos artistas, escuhar bandas que quizás jamás hubiésemos conocido, o a las que jamás hubiésemos estado expuestos. Hoy en día, afortunadamente, tenemos más (y mejores) alternativas a Grooveshark, alternativas totalmente legales que sabemos, no irán a desaparecer. 

Adiós Grooveshark, te extrañaremos.

 

 

Buscando una alternativa con artistas que difícilmente aparecen en catálogos de los grandes servicios de streaming? Nos queda YouTube. O StreamUs

 

 


  1. Recording Industry Association of America, asociación americana que, entre otras cosas, se encarga de realizar demandas y rellenar formularios de quejas contra la violación de los derechos de autor.