Un acortador de direcciones puede ser bastante útil. No sólo funciona genial cuando queremos compartir links en Twitter, sino que también, es perfecto para cuando publicamos links en medios impresos, para no exigirle escribir mucho a los usuarios. Estos son sólo dos, de los usos que les podemos dar.

Entre los más veloces, tenemos al acortador de Google, goo.gl. Si bien ha estado disponible sólo para los usuarios del Google Toolbar, y a los que se animaban a instalar extensiones específicas para ello en Chrome o Firefox, ahora Google ha puesto goo.gl al alcance de todos, con tan solo apuntar nuestros navegadores aquí: goo.gl

 

goo-gl-analytics

Aparte de permitirnos acortar las direcciones, otra gran función de goo.gl es que ahora podemos ver estadísticas del link en cuestión, como por ejemplo, dónde fue compartido, qué plataforma fue utilizada para compartir el link, y muchísimos datos de interés. Por supuesto, tenemos también interesantes extras, como el hecho que Goo.gl genera siempre un QR Code con cada link

De todos los acortadores, goo.gl es uno de los mejores no sólo porque es el más veloz, sino uno de los más estables (a diferencia de bit.ly, que últimamente ha estado teniendo problemas). Y si no les gusta estar yendo a la página para acortar el link, siempre pueden utilizar estos tutoriales: