Me han visto recomendando Firefox y Opera por todas partes, en los 4 blogs que he tenido (aquí hay una prueba… uno de los primeros posts de mi primer blog, hace más de un año). Pero cual es, finalmente, el mejor? Cual es el que debe reemplazar por completo a Internet Explorer?

No hablaré con estadísticas ni nada por el estilo, para no complicar el asunto, sino con la experiencia que he tenido con ambos navegadores en estos años.

Opera, lo vengo usando hace 5–6 años y fue, por mucho tiempo, mi navegador favorito. El Opera 4 fue revolucionario, pues ofrecía una alternativa a los grandes del momento, Netscape e Internet Explorer. Era un paquete completo en tan sólo 4 megas (es más, con el pasar el tiempo, el tamaño se ha reducido). Si bien soportaba la mayoría de standarts, muchas páginas no funcionaban, debido a que Internet Explorer no funcionaba con los standarts, obligando a los web developers a crear pequeños “trucos” en el código html para que se vieran bien en IE y, por ende, mal en el resto. Sin embargo, fue un amor a primera vista, pues me encantó, desde un comienzo, ese aire fresco que el navegador “rebelde” ofrecía.

Pasaron los años, y fui cambiando mi Opera (y actualizando el IE, pues la incompatibilidad con páginas era algo común), hasta que llegamos a la salida de Firefox, en su versión Beta. Francamente, no me gustó. Claro que era una buena opción a IE, pero ya me había familiarizado con Opera y todas las posibilidades que éste ofrecía, (ni se me ocurrió probar extensiones) así que lo probé por un par de días, y lo borré.

Y durante este tiempo, fui predicando a Opera como Dios todopoderoso de los browsers, instalando por aquí, borrando IE por allá, y soltando misas de la ventaja que era tener a Opera (versión 7) como browser, en vez de cualquier otro

Un fast forward a este año. Hoy en día, sigo utilizando Opera, pero en menor cantidad. Y mi fanatismo, por decirlo así, se ha evaporado.

Así es, me he cambiado a Firefox.

Pero es acaso Firefox mejor? No lo creo. Lo que sucede, es que ambos están creados para públicos diferentes, o mejor dicho, el público en general puede utilizar ambos de diferentes maneras.

 

Características, el quid del asunto

Ambos navegadores son, definitivamente, una mejor opción a utilizar Internet Explorer, eso ya quedó claro. Pero cual usar en definitiva? Depende, en realidad, lo que se quiera hacer con el navegador.

Opera ofrece, quizás, la mayor velocidad, abriendo páginas por aquí y allá, con gran rapidez. Además, Opera es menos exigente en los recursos consumidos (sobre todo si hablamos de Firefox con extensiones), cargando inicialmente más rápido, y ofreciendo una navegación más fluida. Otro punto a favor, es que este navegador ofrece “el paquete completo”, sin necesidad de extensiones, ni nada por el estilo. Mouse gestures? Practicamente fueron inventadas en Opera (bueno, no, pero sí popularizadas en éste) Tabs? Opera los tuvo primero. Un sidebar multifunción? Firefox no lo tiene, sin una extensión. Cliente de mail revolucionario, con tags? La gorda cantante también lo ostenta. Uno de los mejores renderings de páginas, donde es posible hacer zoom in y zoom out sin que se distorsione la página, o inclusive convertir cualquier página para ser vista en un PDA? You got it.Si le dan un vistazo rápido a la lista de extensiones de Firefox que publiqué, notarán que gran parte de éstas, han sido descargadas para que Firefox se comporte como Opera. Así que, ahí lo tienen, un browser completito, en menos de 4 megas, que más se puede pedir?

El único problema, es que aún existen páginas que simplemente no se pueden ver con Opera (resaltan, por ejemplo, algunas páginas en AJAX, como Protopage), pero con los technology previews que están saliendo (ahora semanalmente) de la nueva versión, la 9, parece que muchas de estas incompatibilidades, que han plagado a Opera desde un inicio, desaparecerán por completo.

 

 

Bueno, hablemos de Firefox ahora. Si, es más lento que Opera al ver una página (quizás sea algo subjetivo, pues no he cronometrado nada, pero así me parece). Y la carga inicial del navegador es lenta. Hay que aumentarle el hecho de que Firefox, sin extensiones, no es mucho de qué comentar. Claro que ofrece mayor seguridad que el IE, pero en serio, mucho más, no es. Es por eso que decidí, en un primer momento, olvidarme por completo de este browser.

Y luego empecé a oír sobre las extensiones, y las maravillas que lograban. Claro que fueron ignoradas inicialmente, pues las extensiones más populares de Firefox, eran imitaciones o clones de lo que Opera ya hacía (y sigue siendo cierto, en parte), pero bueno, decidí probarlo nuevamente. Y seguí probándolo, y probándolo, hasta que hoy, se ha vuelto mi navegador principal.

Son justamente las extensiones lo que le dan vida a Firefox. Con ellas, puedo tener un mejor RSS reader, puedo sincronizar mis bookmarks de del.icio.us, puedo integrarlo con imageshack, puedo escribir mis posts del blog en él, puedo tener un mejor gestor de descargas, puedo bloquear los ads de cualquier página, poner separadores, mostrar todos los tabs abiertos en thumbnails, obtener información del clima, ponerle sticky notes a páginas, para leerlas cuando las revisite,  etcétera.

La comunidad en torno a Firefox ha crecido tanto, que es posible encontrar extensiones de todo tipo. Y ese es otro punto fuerte del navegador, la gran comunidad y soporte que recibe. Grandes compañías han sacado extensiones específicas para Firefox, porque sabe que un gran porcentaje de usuarios ya utiliza este programa.

Aparte de ello, tenemos la gran compatibilidad con páginas web de Firefox. Casi no existe página que no funcione en este navegador (salvo por unas cuantas que requieren ActiveX, que ni siquiera deberíamos estar utilizando). Sobre todo, las nuevas webs 2.0, como Protopage, y cualquiera basada en AJAX, funciona a la perfección con Firefox.

 

Así que ahí lo tienen. La razón de mi mudanza fueron las extensiones de Firefox, pero quizás ustedes no necesiten tanto de ellas, o no lo utilicen para bloggear, en cuyo caso, quizás les vaya mejor con Opera. Sea como fuere, ambos son muy buenos navegadores, y ahora que los dos son completamente gratuitos, que esperan para descargar y utilizarlos?

 

NOTA: Opera 9 está sufriendo grandes cambios, sobre todo con la adición de widgets, que podrían convertirse en “la siguiente generación” de Extensiones, pues trabajan de una forma más independiente del navegador, y ofrecen mayor versatilidad. Son como los widgets que vimos en Pimp my PC, pero centrados en el navegador.. Es un gran concepto, y si obtiene el apoyo de la comunidad, quizás podría ser un movimiento fatal para Firefox. Recientemente, Opera anunció que sacará versiones semanales en beta de Opera 9, así que pueden darle un vistazo aquí. Éstas son muy estables, y pueden darnos un vistazo a lo que está por venir. De momento, los widgets que he visto son algo inútiles, pero no pierdo mis esperanzas de ver algo mejor.

Por otro lado, la salida de Firefox 2.0 que se planea para finales de Junio parece que traerá grandes sorpresas, como un mejor manejo de bookmarks. El alpha que se esperaba para el 10 de febrero, sin embargo, ha sido retrasado, y no se sabe cuando saldrá.

 

  • Gracias Arturo, ayer bajé el Opera 8.5, y lo he probado un rato solamente, algo que por tiempo no pude resolver, es el asunto de los pop ups que no se como bloquear en Opera, y al parecer viene predeterminado el bloqueo en Firefox. Ya tendré tiempo para ver con cual me quedo. Gracias!

  • Hola Andrea, para bloquear pop ups en Opera, presiona F12, y ahí verás las opciones de pop ups. Yo lo tengo en unwanted nomás, por si se abren pop ups necesarios.
    Aunque te recomendaría que bajes la nueva versión de Opera (la 9, en preview), pues tiene un adblock muchísimo mejor que la 8.5

  • Gracias, una vez mas Arturo.

  • Una pregunta: ¿En Ópera hay algo parecido al Scrapbook (claro, una extensión) de Firefox? Sirve para tener una librería de páginas seleccionadas, ya la uso como un generador de fichas electrónicas.
    Ah, ¿y algo como la extensión Web Developer? Muy útil para manejar las conductas de páginas web.
    Es muy atinado lo que dices sobre la comunidad, realmente es el alma de todo verdadero producto. Por ejemplo, Microsoft nunca ha podido crear una verdadera comunidad, ha creado una red de usuarios. Los miembros de una comunidad participan y ayudan a crecer el producto porque son partes de él y él es parte de su vida. Eso no pasa con Windows. Perdón por la digresión.