Screen Shot 2014 09 08 at 10 44 27 AM

Las reseñas han llegado ya y todo parece indicar que el moto 360 es, lamentablemente, otro intento fallido en el mundo de los smartwatches. Otro producto que, lamentablemente, no logrará cargar la batuta y convertirse en el smartwatch que popularice al producto y lo haga masivo. Pocos lo recuerdan ahora, pero antes de la salida del iPhone, el smartphone era un producto nicho. Sólo un pequeño grupo de personas lo utilizaba. Es más, pocas personas sabían exactamente lo que era un smartphone en ese entonces. 

Muchos estamos esperando a un producto como ese para que haga despegar la categoría de dispositivos vestibles. Un dispositivo que llegue a las masas, y que conozcan lo útil que puede resultar uno smartwatch. Aparentemente, el Moto 360 no lo es.

 

El problema?

El Moto 360 era el primer smartwatch que no se veía como un teléfono encogido en nuestra muñeca. Era el primer reloj smart que se veía como un reloj. Era un reloj inteligente que podíamos usar con ropa de vestir, que podíamos llevar a todos lados sin que parezca un juguete.

Lamentablemente, y tal y como lo comenta Ron Amadeo en su reseña para Ars Technica, el Moto 360 es “Bello por Fuera, Horrendo por Dentro”.

Por alguna extraña razón, Motorola ha decidido utilizar antiquísimos chips TI OMAP 3 de hace 4 años, de la era del Nexus One / iPhone 4. Usar chips viejos no sería problema, si no fuera por el hecho de que éstos son sumamente ineficientes en consumo energético1. Y teniendo en cuenta que la capacidad de la batería de un smartwatch con Android Wear (el sistema operativo creado por Google que utilizan todos estos relojes) va de 300 mAh a 400 mAh en promedio, resulta increíble que Motorola haya optado por chips tan viejos y con tan terrible consumo energético

En castellano: tendrán que cargar al Moto 360 al menos una vez durante el día. Así es, no sólo tendrán que cargarlo apenas lleguen a casa de una jornada de trabajo diaria, sino que si lo usan más frecuentemente (como uno esperaría de un reloj inteligente) probablemente tengan que cargarlo a media tarde.

Estamos hablando de un dispositivo que funciona principalmente como un reloj pero que, debido a decisiones mal tomadas, ni siquiera puede funcionar como uno durante un día completo. Tras pruebas realizadas por Ars, el Moto 360 parece tener la mitad de duración del G Watch de LG y el Gear Live de Samsung, y éstos tampoco tenían una duración ejemplar (aunque al menos duraban todo un día)

 

Screen Shot 2014 09 08 at 10 57 31 AM

 

Imagínense esto: han estado usando felizmente su moto 360 cuando, a las 7 de la noche agitan su muñeca o tocan la pantalla para ver la hora y…. nada. Vuelven a hacerlo y nuevamente…nada. Motivo? Batería muerta. Y sin batería, no podemos siquiera ver la hora.

En cuanto a la hora: cabe resaltar que el Moto 360 no tiene un modo “Always On” con el que si cuenta la competencia. Es decir, no hay forma de mostrar continuamente la hora en el dispositivo, lo cual, nuevamente, resulta un punto en contra bastante grande cuando un smartwatch no puede actuar, cuando menos, mejor que un reloj tradicional.

Una verdadera pena por el Moto 360, pues esperaba con ansias su salida. Dada la inmadurez de Android Wear (y su gran consumo energético), parece que si desean un smartwatch en la actualidad, las opciones que destacamos el año pasado, el Pebble y Smartwatch 2 de Sony, siguen siendo dos atractivas alternativas. 

Puede ser el smartwatch más atractivo del mercado y uno que por fin se ve decente para ser un reloj inteligente, pero cuando éste no llega a cumplir al menos dos días o un día y medio de batería, significa que más vale la pena esperar a una segunda generación, o ver alternativas que al menos cumplan con un día completo de uso pesado / normal. Quizás lleguemos a reseñarlo cuando llegue por estos lares, pero o importa lo bien que se sienta o funcione, es imposible discutir con data y los números ya mostrados. Y en un dispositivo donde la duración de batería resulta tan crítica, resulta una verdadera decepción ver que es justo el punto que Motorola decidió sacrificar.

 

Algunas reseñas:

 

Ron Amadeo – Moto 360: Hermoso por Fuera, Horrible por Dentro:

La duración de batería del Moto 360 es terrible, y eso fue reflejado en nuestra prueba. En dos pasadas, el reloj sólo tuvo en promedio 3 horas y 39 minutos (en las pruebas de Ars), menos de la mitad de lo que el LG G Watch consiguió cuando lo reseñamos hace unos meses. Este es un test sumamente pesado y en un uso normal durará más, pero en la práctica, “la mitad de batería que otros smartwatches” se siente como una afirmación correcta.

(…) El Moto 360 es un paso en la dirección adecuada, pero ni éste ni Android Wear están listos para el horario estelar. El hardware de smartwatch ha pasado de   “terrible” a “menos terrible”, pero todavía estamos lejos de “decente” o “genial”. CUánto tenemos que esperar para una segunda versión?

 

Joanna Stern – Moto 360 Smartwatch Review: Un tamaño no encaja con todos

 Motorola dice que está trabajando en versiones más pequeñas, pero eso me preocupa sobre la duración de la batería: incluso este modelo de gran tamaño tuvo que se cargado dos veces al día. En la mayoría de días, después de cargarlo toda la noche, tuve que ponerlo en su cargador a las 4pm. Si tan sólo el círculo grande negro pudiese trabajar como un reloj solar para poder saber la hora cuando la batería moría.

 


  1. El TI OMAP 3 está construido en 45nm (nanómetros), comparado con los Snapdragon 400 que utilizan los otros smartwatches con Android Wear de la competencia, que están construidos en un proceso de 28nm. Esto tiene un impacto muy significativo en el consumo de energía.  
  • Perro del Mal

    Considerando que Apple está a 1 día de sacar su reloj inteligente, esto es una estocada de muerte para los smartwatches android.

    • no tanto como muerte. Después de todo, el gadget inteligente de Apple probablemente sea compatible sólo con dispositivos iOS, lo que le sigue dando la chance a Google y partners de seguir fallando hasta conseguir la fórmula adecuada.

      Básicamente lo mismo que pasó con Android mismo: terrible en sus primeras versiones (Android 1.5 – 2.1 fueron muy inferiores a iOS), bueno desde Froyo / Gingerbread hasta Jelly Bean. Y ahora excelente con KitKat.