El Fin de una Era. Kodak se prepara para declararse en Bancarrota

Bcle 09

Kodak, quizás una de las empresas más emblemáticas de la fotografía, anunció hoy que podría estarse declarando próximamente en bancarrota, si es que no es capaz de vender sus 1,100 patentes digitales. Estas patentes han estado a la venta desde Julio del año pasado y, lamentablemente, no han generado mucho interés.

Las reservas de dinero que Kodak tenía han empezado a agotarse, al haber perdido relevancia con la llegada de la fotografía digital y la desaparición de cámaras análogas / rollos, del público en general, donde Kodak reinó por décadas.

 

Kodak fue fundada hace 131 años, cuando George Eastman empezó a ofrecer la primera cámara de marca, con una promesa sencilla: “Ustedes presionan el botón – nosotros hacemos el resto“. Era la simplificación de todo el proceso fotográfico, donde Kodak se beneficiaba por los grandes márgenes obtenidos de los productos “consumibles” – como el film, los químicos, y el papel de impresión.

Fue tal el dominio de mercado, que para 1970, Kodak podía jactarse de tener el 90% del mercado. Y qué persona, que creció en los 80s y 90s, no recuerda el slogan “Momento Kodak”, que se refería al acto de capturar los mejores momentos de la vida, en fotografía. Fue, pues, una de las compañías más importantes, en traer la fotografía hacia las masas.

You press the button we do the rest Kodak

A fines de los 90s y a inicios del nuevo milenio, sin embargo, Kodak perdería el camino. La era digital de la fotografía vio la presencia de algunas cámaras producidas por Kodak (como la EasyShare), pero lo cierto es que la empresa no estaba preparada para un cambio tan radical; no podemos olvidarnos que gran parte de las ganancias generadas por Kodak, provenían de material fotográfico como rollos y papel; no precisamente de las cámaras. Y resulta bastante triste, teniendo en cuenta que una de las primeras construcciones de una cámara digital, fue realizada por Steven Sasson en 1975, ingeniero que trabajaba en Eastman Kodak.

F734f404

Es por eso que Kodak trató de entrar de lleno en el mundo de la impresión, sin mayor suerte. De hecho, para el 2011, sus shares bajaron más de 80%, y se vio obligado a dejar ir muchos de los empleados que habían acumulado durante sus mejores épocas, pasando de 145,000 empleados, a 19,000.

Fue la llegada de la era digital, además de la prominencia de los smartphones como reemplazos a cámaras digitales compactas, además de la incapacidad de Kodak de convertirse en una entidad importante en el mercado, lo que finalmente nos trajo a este triste momento. El fin de una era.

 

via