Vía lifehacker encontré este interesante post, con un experimento entre varias técnicas y formas, para poder conseguir levantarse temprano siempre. Se llegó, finalmente, a esta conclusión:

“La solución era ir a dormir cuando me sentía con sueño (y sólo cuando tenía sueño), y levantarme con una alarma a un tiempo determinado (7 días a la semana). De esta manera, siempre me levanto a la misma hora (en mi caso, 5am), pero voy a la cama a diferentes horas”.

Interesante conclusión, sobre todo si tenemos en cuenta que nuestro cuerpo es feliz con la rutina y los hábitos.Yo vengo siguiendo ese método, al cual llegué sin siquiera conocer la existencia de ese post,  y sí, más adelante, ya ni es necesario un reloj despertador, pues el cuerpo se temrina acostumbrando a levantarse a dicha hora.