De la revista Pearson’s, Enero 1901:

Se debe entender que el nuevo arte de defensa personal con un bastón, mostrados aquí por primera vez, se diferencian esencialmente de las espadas o un simple palo; porque un hombre puede ser un campeoón en el uso de la espada o un palo, pero puede ser incapaz de usar un bastón como arma de defensa. El motivo es que la espada se coge siempre desde el mango del arma, mientras que si se intentara bloquear un golpe con un bastón (que no tiene mango) de la misma manera en la que se realizaría con una espada, el golpe se deslizaría por el bastón hasta la mano, y lo inutilizaría. Por lo tanto, para que el bastón se vuelva una verdadera arma de defensa personal, se ha visto necesario crear un sistema en el que uno pueda bloquear un golpe de tal manera que se deslice lejos de la mano, en vez de hacia ella, evitando así el riesgo de ser desarmado al ser golpeado en los dedos.

Vaya, lo que se encuentra uno por internet.

Link al artículo completo

via make