Crea una memoria USB indestructible.

DSC_0016

Podrá verse horrible, pero la idea de Dmitry Brant es realmente buena. El proceso es también ultra-sencillo. Básicamente, agarró una memoria USB que tenía por ahí, le quitó el recubrimiento plástico, y luego utilizó masilla epóxica (resina epoxi) para recubrir toda la memoria usb, salvo el conector USB.

El resultado? Un USB casi indestructible! Según Dmitry, incluso logró sumergirlos bajo el agua y, tras un periodo de secado, funcionaron sin problemas.

Pueden encontrar las instrucciones aqui, pero básicamente, se trata de mezclar un poco de epoxi, y recubrir todo el USB (primero un lado, esperando a que endurezca, y luego el otro) , dejándolo secar por 24 horas luego.

 

via lifehacker