Así lo afirma un ex–controlador de tráfico aéreo militar francés, Eric Julien.

El cometa Schwassmann-Wachmann se fragmentó misteriosamente en 1995, y hoy, parece que uno de esos fragmentos podría caer en la Tierra…

Ahora, por otro lado, el tal Julien está relacionando esta misteriosa fragmentación, con los crop circles (esos circulos extraños que aparecen en cultivos, como pueden ver en la foto a continuación), y podría ser un mensaje de “inteligencias superiores”

 

 

sólo por el hecho de que aparecieron el mismo año, así que no se que tanto de validez tenga la hipótesis de este sujeto (sobre todo porque no ha sido confirmado por nadie).

Sin embargo, Julien ha realizado simulaciones de la Nasa para el recorrido del cometa (según la fuente, Yahoo News) y concluye que caerá precisamente el 25 de mayo. No niega la posibilidad de que otros fragmentos hagan lo mismo.

La verdad, hay que tomar esta noticia con un grano de sal. Toda la credibilidad se va al suelo luego de las especulaciones de la relación con los crop circles, y peor es que nadie haya salido al frente a confirmar dicha teoría.