Search Snapseed

Si dirigen hoy sus navegadores a Google.com.pe verán el Doodle que hemos adjuntado arriba. Se trata de Cesar Vallejo, y el motivo del Doodle, es para celebrar los 120 años de su nacimiento.

Cesar Vallejo fue un poeta peruano, y es considerado no sólo uno de los poetas más importantes, sino uno de los más innovadores del siglo XX, con un estilo diferente de los demás.

Vallejo nació en Santiago de Chuco, el 16 de marzo de 1892, en una zona alta de la región de La Libertad.  Estudió literatura en la Universidad de Trujillo, pero se vio obligado a dejar los estudios por un tiempo por falta de dinero. En 1913 retomaría los estudios en Trujillo, trabajando, en paralelo, como profesor en un Centro Escolar. Por fin, en 1915, se graduó de bachiller en Letras, con la tesis El romanticismo en la poesía castellana. Durante los años siguientes, trabajaría como profesor en Trujillo y Lima, además de publicar sus primeras obras.

Screen Shot 2012 03 16 at 12 37 52 PM

Tras publicar Escalas melografiadas y Fabla salvaje en 1923, Vallejo viajaría a Europa, que es donde permanecería, donde seguiría con la docencia y la creación literaria hasta su muerte, en 1938. Aquí más detalles de su vida.

Entre sus obras más conocidas, tenemos a “Los Heraldos Negros”, “Trilce”, “poemas Humanos”, siendo el poema “Los Heraldos Negros”, que le da nombre a su primer poemario, uno de los más conocidos:

 

 

LOS HERALDOS NEGROS

Hay golpes en la vida, tan fuertes. ¡Yo no sé!

Golpes como del odio de Dios; como si ante ellos,

la resaca de todo lo sufrido

se empozara en el alma. ¡Yo no sé!

 

Son pocos; pero son. Abren zanjas oscuras

en el rostro más fiero y en el lomo más fuerte.

Serán tal vez los potros de bárbaros atilas;

o los heraldos negros que nos manda la Muerte.

 

Son las caídas hondas de los Cristos del alma,

de alguna fe adorable que el Destino blasfema.

Estos golpes sangrientos son las crepitaciones

de algún pan que en la puerta del horno se nos quema.

 

Y el hombre. Pobre. ¡Pobre! Vuelve los ojos, como

cuando por sobre el hombro nos llama una palmada;

vuelve los ojos locos, y todo lo vivido

se empoza, como charco de culpa, en la mirada.

Hay golpes en la vida, tan fuertes. ¡Yo no sé!


 

Interesados en leer más poemas? Aquí encontrarán varios

 

update: Aquí más obras de Vallejo, digitalizada por la Fundación BBVA Continental (via @lazafer / @monich16)

Screen Shot 2012 03 16 at 1 17 20 PM

 

  • cesar vallejo es lo maximo: aqui un poema suyo:
    en lima… en lima está lloviendo
    el agua sucia de un dolor
    que motífero está lloviendo
    de la gotera de tu amor

    No te hagas la que está durmiendo
    recuerda de tu trovador
    que yo ya comprendo… comprendo
    la humana ecuación de tuamor

    truena en la mística dulzaina
    la gema tempestuosa y zaina
    la brujeria de tu “sí”

    mas cae… cael el aguacero
    al ataud de mi sendero
    dónde me ahueso para ti.

  • Beck!

    Este poema es puro C4 para el bobo.

    Me moriré en París con aguacero,
    un día del cual tengo ya el recuerdo.
    Me moriré en París -y no me corro-
    tal vez un jueves, como es hoy, de otoño.

    Jueves será, porque hoy, jueves, que proso
    estos versos, los húmeros me he puesto
    a la mala y, jamás como hoy, me he vuelto,
    con todo mi camino, a verme solo.

    César Vallejo ha muerto, le pegaban
    todos sin que él les haga nada;
    le daban duro con un palo y duro

    también con una soga; son testigos
    los días jueves y los huesos húmeros,
    la soledad, la lluvia, los caminos…