Celebrando Diez Años de iPhone(2007-2017). Un breve recuento histórico (ESPECIAL)

Hoy, hace diez años, Steve Jobs salió al escenario a mostrarnos tres productos. Un comunicador de Internet, un iPod con pantalla táctil, y un teléfono móvil revolucionario. Fue su juguetona manera de, por fin, confirmar los rumores que habían estado circulando por meses de la entrada al mercado de Apple en la fabricación de teléfonos móviles. Rumores que Apple había negado una y otra vez, enfatizando principalmente cómo ellos eran, en realidad, una compañía fabricante de computadoras integradas. [^1]. Steve Jobs salió al escenario a presentar al iPhone, y cambió el mundo, trayendo consigo la más reciente revolución tecnológica.

Apple había participado ya en la anterior revolución tecnológica, pues fue gracias a la Macintosh que se dio inicio a la era de las “computadoras personales” durante la década de los 80s. Antes de la Macintosh y la docena de productos competidores, las PCs estaba reservadas para grandes empresas, y eran dispositivos que tranquilamente podían ocupar una habitación completa. Con este producto lanzado por Apple, la era de las computadoras personales, se inició.

Apple no inventó los smartphones, pero antes de la llegada del iPhone, estos eran productos difíciles de utilizar, que cubrían un pequeño nicho de mercado. Blackberry fue el primero en empezar a popularizar el uso de dispositivos inteligentes, pero fue el iPhone el que re-definió el concepto de smartphone; el que se deshizo del teclado físico y lo reemplazó por una pantalla táctil intuitiva, fácil de utilizar, y sobre todo, amigable.

Irónicamente, el primer iPhone difícilmente podía ser considerado un smartphone.

Para los estándares de la época, el iPhone carecía de muchísimas características. Siguiendo la típica filosofía de Apple (que podríamos denominar “bola de nieve”), el primer iPhone tenía sólo lo básico; ni siquiera podíamos instalar aplicaciones adicionales (no existía tal cosa como el App Store) pero Apple se encargó de perfeccionar estas pocas cosas al máximo; teníamos un navegador de internet móvil como nunca antes habíamos visto (capaz de mostrarnos páginas web como si estuviéramos en la PC, en lugar de los horrendos portales “WAP” de la época), un reproductor de música que superaba con creces a todo lo que teníamos entonces, y más. Con el paso de los años, y con la evolución de iOS – el moderno sistema operativo – Apple fue agregando muchas funciones. A tal punto, de ofrecernos, hoy, un sistema operativo en móviles que tranquilamente rivaliza con MacOS o Windows 10 en funcionalidad. A tal punto, que hace ya seis meses que empecé a usar un iPad Pro como dispositivo principal sin ningún inconveniente. Y el iPad Pro, como lo comenté en la reseña, es probablemente mi computadora favorita de todos los tiempos.

Hoy, quería hacer un breve recuento de cómo ha cambiado el mundo tecnológico en estos diez años gracias al iPhone y al resto de smartphones que saldrían siguiendo sus pasos

Más sobre la evolución de iOS; de iPhone OS 1 a iOS 10

https://www.arturogoga.com/especial-de-ios-1-0-a-ios-10-como-ha-evolucionado-el-sistema-operativo-de-apple/

iPhone (2007)

El primer iPhone serviría de base para todos los dispositivos que tenemos hasta hoy. Resulta realmente impresionante cómo, a pesar de que ha pasado una década, muchos de los fundamentos establecidos por el primer iPhone continúan no sólo en el 7 o 7 Plus, sino en teléfonos competidores.

Ya habíamos visto dispositivos con una pantalla táctil (me parece recordar un LG que salió también ese mismo año), pero el iPhone fue el primer smartphone en hacerlo, y el primero en popularizar la tecnología “multi-touch” o multi-táctil. En aquel entonces, los dispositivos populares que tenían pantallas táctiles utilizaban una pantalla con tecnlogía resistiva, que exigía una fuerte presión y por lo tanto, funcionaban mejor con un “stylus” o lápiz. El iPhone fue el primer teléfono en invitarnos a usar nuestros dedos para interactuar con el teléfono.

Fue, también, uno de los primeros teléfonos en contar con una pantalla tan grande, de 3.5 pulgadas (diagonalmente). Tamaño que mantendría por años.

Resulta un poco difícil, ahora, explicar el impacto, el cambio tan drástico que fue el iPhone, y todas las características novedosas que implementaría que hoy en día tomamos por sentado. Pero creo que esta imagen, funciona bastante para ilustrar lo que se conocía como “smartphone” hasta antes del iPhone

Y este fue el primer teléfono con Android, el HTC G1 o Dream; cuando Google tuvo que dar un giro de 180 grados y, en lugar de tratar de imitar a un Blackberry y su teclado físico, decidió enfatizar la interacción táctil inspirándose en el iPhone, por lo que tuvimos un teléfono híbrido con teclado físico y pantalla táctil.

El primer iPhone se comercializó de manera bastante limitada, llegando a Estados Unidos, principalmente, y pocos otros países.

iPhone 3G (2008)

Este iPhone no trajo grandes cambios en hardware, pero fue el primero en comercializarse internacionalmente. Fue el primero en llegar a Perú oficialmente, a través de las operadoras telefónicas.

Teníamos al mismo teléfono, sólo que esta vez en dos variantes de colores: blanco y negro. El equipo también perdió su parte trasera de aluminio, cambiándola por plástico para mejorar la recepción. Se añadió también un GPS y por supuesto, fue el primer iPhone con soporte para redes 3G.

Lo más importante y significativo de este iPhone, sin embargo, vino por software, pues fue con el iPhone 3G que llegó el App Store y, por fin, la posibilidad de instalar aplicaciones adicionales.

iPhone 3GS (2009)

El primer modelo con la letra “S” tras el nombre fue un cambio bastante grande para el iPhone. A pesar de mantener el mismo look externo, Apple cambió todos los componentes internos.

El iPhone original y el 3G no estaban realmente hechos para poder aguantar todas las apps que podíamos descargar del App Store; el procesador simplemente no era lo suficientemente poderoso. El 3GS, por otro lado, fue el primero en poder correr las apps de manera bastante veloz.

Y sí, con el 3GS por fin tuvimos la primera cámara decente en un iPhone; hasta ese entonces, eran Nokia y Sony los que ofrecían mejores cámaras en sus teléfonos. Todavía recuerdo cuando subí mi primera foto con el 3GS a Flickr (cuando Flickr era aún relevante)y quedé maravillado con la diferencia en calidad de imagen que ofrecía.

 iPhone 4 (2010)

El iPhone 4 sigue siendo, al día de hoy, mi diseño favorito. Ese diseño cuadrado, con un excelente uso de metal y vidrio (por fin alejándose del plástico del 3GS) fue un cambio radical.

El iPhone 4 fue también el primer teléfono en venir con un “Retina Display”, duplicando la cantidad de pixeles en teléfonos anteriores para darnos una pantalla realmente impresionante.

El iPhone 4 también sería el primero en ofrecer llamadas a través de FaceTime pues, sí, aunque no lo crean, fue el primer iPhone con una cámara frontal. Ni el original, ni el 3G, ni el 3GS, contaban con una cámara frontal.

 iPhone 4S (2011)

Apple regresó a la línea “S” con el iPhone 4S, dándonos un equipo con el mismo diseño del 4, pero en esta oportunidad, con mejoras en rendimiento.

Sin embargo, el gran salto con el iPhone 4S fue a través de Software, ya que el trajo consigo a Siri, haciendo del iPhone 4S, el primer equipo con una suerte de asistente personal digital con el cual podíamos comunicarnos a través de lenguaje natural.

iPhone 5 (2012)

El iPhone 5 sería el primer teléfono en agrandar la pantalla del iPhone, saltando de 3.5″ a 4 pulgadas diagonales. De esta manera, se mantenía la facilidad de uso con una sola mano, pero igual se ganó espacio para poder disfrutar más de las apps.

El iPhone 5 fue el primer iPhone en contar con un puerto Lightning, abandonando así que conector de 3 pines.

 iPhone 5C y iPhone 5S (2013)

En el 2013, Apple presentaría dos productos en simultáneo: el iPhone 5C se trataba del mismo iPhone 5 del año anterior pero bajo un nuevo “look”, usando plástico en lugar de aluminio y ofreciéndolo en múltiples colores.

Por otro lado, Apple también presentaría al iPhone 5S, el verdadero sucesor del iPhone 5, que trajo consigo un nuevo color (dorado). Otro cambio importantísimo? La presentación de Touch ID, el sensor de huellas dactilares que Apple introdujo con el iPhone 5S y que luego se volvería estándar en los teléfonos de gama alta.

Otros fabricantes habían intentado implementar un lector de huellas dactilares (como Motorola con el Atrix), pero muchos de estos lo hicieron de una manera algo incómoda, donde el reconocimiento fallaba constantemente ya que requería que deslicemos el dedo sobre una superficie. Con el iPhone 5S, como ahora, basta con dejar el dedo encima del botón para que sea reconocido. Y esto es algo que se vio primero, de manera masiva, con el iPhone 5S

 iPhone 6 y iPhone 6 Plus (2014)

El iPhone 6 es el más reciente rediseño del iPhone, y uno que seguimos viendo en el iPhone 7, haciéndolo el más actual. Fue, también, el primer teléfono de gran tamaño de Apple, dándonos por fin un teléfono de 4.7″ y además, uno mucho más grande de 5.5″, el iPhone 6 Plus.

Ambos teléfonos también vinieron con un importante rediseño del sistema operativo, iOS 7.

iPhone 6S y iPhone 6S Plus. iPhone SE (2015)

Nuevamente, en un año “S”, Apple mantuvo el look del iPhone del año anterior, pero los grandes cambios vinieron a través de pequeñas modificaciones.

Por un lado, Apple introdujo el 3D Touch, que cambió la manera en la que interactuamos con nuestro teléfono. Además de un simple “toque” y “toque prolongado”, que son las dos maneras con las que interactuamos con nuestro teléfono, el 3D Touch añadió sensibilidad a la presión en toda la pantalla, permitiéndole a los desarrolladores añadir nuevas funciones a las apps, y funcionar como una serie de atajos para los usuarios avanzados; es sumamente útil para interactuar con notificaciones, widgets, y sobre todo, apps fotográficas.

Además, Apple implementó los “Live Photos”, una grabación de video momentos antes y después de que capturamos una foto, dándonos la posibilidad de revivir momentos – y sonidos – de las fotos que hemos tomado.

Ante la creciente demanda por un teléfono más compacto desde que el iPhone 6 fuera revelado, Apple tomó una decisión poco usual, pero bienvenida por muchos: trajo el cuerpo del iPhone 5S, pero lo modernizó con componentes actuales. En esencia, se trataba del teléfono compacto de 4″ que era el iPhone 5S, pero con casi todos los componentes modernos del iPhone 6S; esto implicaba un procesador significativamente más rápido que el iPhone 6, una cámara superior en la parte trasera, y el doble de RAM para mantener más apps en memoria.

 iPhone 7 y 7 Plus (2016)

Esto nos lleva, pues, a la actualidad. El iPhone 7 es el primero en romper con la tradición de los rediseño de equipo que vimos en años anteriores, pues trajo consigo un diseño casi idéntico al iPhone 6 / 6S, salvo con la aparición de dos nuevos colores (negro mate y negro brillante)

Donde sí vimos una enorme mejora, sin embargo, fue en el apartado de cámara, donde Apple mejoró considerablemente no sólo la cámara del iPhone 7, sino también la del 7 Plus, al presentarnos un sistema de cámaras duales que podían permitirnos hacer zoom óptico, pero también nos permiten emular el efecto de una DSLR (cámara profesional) con un lente luminoso, al difuminar el fondo.

Lo que fue ampliamente criticado en el iPhone 7, fue la desaparición del puerto de audífonos. Apple incluye un adaptador Lightning a audífonos en todas las cajas para poder adaptar cualquier audífonos que tengamos, pero la tendencia hacia los audífonos Bluetooth, es clara.

Mi reseña del iPhone 7 Plus

https://www.arturogoga.com/iphone-7-plus-review-en-espanol/

Este es, pues, el recuento de todos los iPhones lanzados hasta la fecha. Hacer este artículo me ha ayudado a recordar el significativo impacto que ha tenido el iPhone hasta el día de hoy. No sólo ha definido el aspecto y forma de los Smartphones hasta el día de hoy, sino que cada uno de los teléfonos ha traído consigo pequeñas revoluciones, modificando el panorama tecnológico. Desde la presentación de una tienda central de aplicaciones (o apps) cuando en ese entonces uno solía visitar portales de descarga para encontrar programas para otros sistemas operativos, a pantallas “retina” de mayor resolución, a la presentación de un asistente digital virtual como parte de nuestro teléfono, a convertir al lector de huellas dactilares en un estándar en los teléfonos de gama alta, a hacer de la fotografía, un tema prioritario en nuestros teléfonos móviles, cada uno de los iPhones, hasta el día de hoy, ha traído consigo una novedad que poco a poco, ha ido cambiando el panorama de nuestros dispositivos móviles.

Este año, el 2017, marca la primera década de la gran revolución tecnológica que vimos en el 2007. De cómo hemos pasado de estar sentados en una PC de escritorio principal, a un dispositivo computacional que cabe en nuestro bolsillo y está encendido siempre, conectado siempre. El iPhone, creo yo, es uno de los pocos productos que se ha mantenido vigente por tanto tiempo, ofreciendo tantas novedades y cambios consigo, tantas re-invenciones. Será interesantísimo ver qué sorpresa nos tiene Apple preparado para este año, con su nuevo iPhone.

[^1]: Cómo cambian los tiempos, no? Ahora es iOS, y el iPhone en particular, lo que genera el gran porcentaje de ganancias para Apple.